domingo, 2 de mayo de 2010

No es tan difícil! - Consideraciones para diseño de pantallas en cursos eLearning

OJO!! IMPORTANTE: Diseñar pantallas para cursos o unidades de aprendizaje en línea no es igual a diseñar la estructura para una página web o una presentación con diapositivas. (aunque ciertamente muchos desarrolladores caen en estas situaciones). Aunque podemos dar cuenta de que varios elementos son similares, diseñar materiales interactivos en apoyo a una experiencia de aprendizaje en línea requiere de la consideración de líneas de diseño propias de esta modalidad.

Durante el proceso de análisis y diseño, una de las primeras actividades del equipo de producción deberá dirigirse a definir las áreas funcionales de la pantalla, así como su función y razón de ser en el curso, dónde se localizarán - pensando en nuestra plantilla y área de trabajo - así como el diseño y gamas.

Obviamente que existe una gran variedad de lineamientos para el diseño de plantillas o pantallas, pero para este artículo me enfocaré en señalar algunas de las principales y funcionalmente importantes para la mayoría de los cursos en línea - Y que se señalan en la imagen que verán a continuación:


También quiero señalar que este es un diseño general y muy sencillo; si estamos pensando en cursos con un mayor grado de interactividad tales como juegos de video educativos o simuladores también impactará en nuestra plantila general.

1) Nombre de Pantalla/ Mapa
Debemos diseñar siempre pensando en nuestros estudiantes de un curso en línea. Pretendemos
que siempre puedan identificar en qué parte del curso de encuentran y el camino que han recorrido - o el que falta por recorrer -. Si nuestro público meta o audiencia se conforma de estudiantes de nivel superior, o son profesionistas que cumplen con un programa de capacitación en línea tenemos que identificar sus necesidades: Tienen otros compromisos además de su curso eLearning, atienden el teléfono, estudian para exámenes, la oficina, etc. Es por ello que es IMPORTANTE integrar señalamientos que le recuerden al estudiante en dónde está y qué información hay esa pantalla. Esta pequeña referencia indicará el módulo o unidad, nombre de la lección o tema, incluso puede señalar el tipo de contenido: cuestionario, actividad, evaluación, etc.
Como ventaja adicional estos identificadores funcionan como organizadores conceptuales, pues cuando estructuramos un curso o programa de aprendizaje en diversos módulos o lecciones que se integran de forma lógica apoyamos al estudiante a identificar más facilmente la información y el tipo de contenido al que se acerca. Otro elemento gráfico muy común es el logo de la institución o empresa responsable del programa.

2) Área para el título

Cuando leemos, sobre todo en pantalla, nuestra mirada tiende a iniciar la revisión de textos y contenidos desde la parte superior hacia abajo. Es por ello que un espacio pertinente para el título o el identificador de pantalla.

3) Área para el Contenido
Desde mi punto de vista es en dónde el show tiene lugar: Donde las interacciones, los gráficos y todo texto residen. El diseño gráfico que se haya considerado para este espacio puede
causarnos algunos dolores de cabeza y es que hay buenas razones para apoyarnos de un equipo con experiencia que nos ayude a evitar la saturación de pantalla, demasiada interactividad, muchos gráficos y listones de colores que sólo lograrán confundir a los participantes.
Por otra parte, si el contenido se acomoda de la misma forma de pantalla en pantalla - con esos intrigantes y llamativos botones "Siguiente" o "continuar" - lo que obtendremos es un curso muy pero muy aburrido.

Aqui es dónde sobrevivirá el diseñador instruccional más creativo y visionario.

Y a diferencia de quien suponga que este diseño creativo implicará más costo, tiempos y recursos, puedo decir que lo creativo no quita lo reusable, lo impactante y significativo. En la fase de primeros desarrollos es importante ir creando un catálogo de objetos de contenido interactivos o actividades de aprendizaje, que sean facilmente editables a lo largo del proceso de producción.

Por ejemplo:

Pensemos en esquemas interactivos de figuras geométricas, el número de elementos puede variar dependiendo del contenido, incluso podemos anexar o eliminar figuras dependiendo de la organización que demos al contenido. Otros objetos pueden ser los que presentan un video, un procedimiento o un cuestionario de opción múltiple.

Estos diseños implican el trabajo y dedicación tanto de los autores de contenido (SMEs) como donme los diseñadores instruccionales, quienes tendrán que analizar textos y definir la estructura para que solamente aparezca la información pertinente en pantalla, invitando al estudiante a complementar su experiencia con actividades varias, colaborando en equipo para responder a situaciones de estudio, o presentando retos variados.

4) Instrucciones de navegación - Ayuda al usuario
Éstas deben estar presentes aún y cuando ya se hayan incuido en un módulo de introducción a la plataforma, pues son un apoyo para el estudiante al indicar qué es lo que se debe hacer o lo que viene a continuación. Redactemos esta sección siempre pensando en las características de los usuarios - deben ser claras y precisas, en un lenguaje fácil de comprender -, además de ser puntuales con las indicaciones en caso de integrar actividades que involucran varias tareas.
Recomiendo los listados de tareas en este caso, así el estudiante recibirá un texto al estilo de "receta de cocina"

5) Controles de navegación
No es la mejor estrategia obligar a los estudiantes a seguir un camino sin opciones de
desplazamiento. No nos agrada no contar con el control de la navegación, aunque se trate de una estructura muy sencilla.

Asegurate de diseñar las herramientas y describirlas, así sean las referentes a avanzar o retroceder. Casi siempre se localizan en el área inferior de la pantalla, aunque hay diseños que las integran en una lateral, además de ofrecer al estudiantes accesos directos - o atajos/shortcuts - a otras áreas del curso, por ejemplo: bibliografía, glosario, inicio, rec
ursos extras o lecturas complementarias, etc.

Para estas herramientas de navegación extras una propuesta es trabajar en el diseño de una iconografía para el curso.

Con esta propuesta cierro esta entrada esperando que sea de utilidad. Pensemos en los nuevos dispositivos móviles como los smartphones, ya que este tipo de templates nos podrán ayudar a generar propuestas para cursos en la modalidad mLearning... pero esa es tela para una nueva entrada.

Gracias por sus comentarios.